Cambio de matriz productiva

De FLOK Society (ES)
Saltar a: navegación, buscar

Este es un draft preliminar de la animación que nos gustaría poner en marcha para explicar conceptos básicos sobre el proyecto FLOK Society

Capitalismo cognitivo vs. Economía Social del Conocimiento Común y Abierto

ESC1.jpg

Actualmente vivimos bajo un modelo de capitalismo cognitivo mediado por las leyes de propiedad intelectual, las cuales capturan la creación de valor de las personas como un medio de obtención de capital, el cual es pobremente distribuido entre quienes realizan el aporte. Es importante entender que las ideas son procesadas por individuos específicos pero en su mayoría provienen de ideas que han sido liberadas anteriormente sobre las cuales se ha podido construir.

La economía social del conocimiento común y abierto reconoce este último hecho y brinda la oportunidad de que las personas "liberen" su trabajo, y otorga a los valores creados la calidad de patrimonio común de la humanidad, para siempre. Más importante aún, este sistema se automejora y crece colaborativamente, a diferencia del otro en el cual toda nueva creación representa una amenaza.

Primero construimos las máquinas, luego las máquinas nos construyen

ESC2.jpg

Linux/GNU es un sistema operativo de software libre que ahora se encuentra en 1 de cada 4 computadores corporativos, y en el 98% de las supercomputadoras que existen actualmente. La industria del software libre en los últimos años ha crecido enormemente y actualmente el hardware libre también ha tomado la posta. Este tipo de empresas constituyen ya 1/6 del PIB en Estados Unidos.

No sólo se trata de una nueva tendencia económica sino que además es un modelo de negocios que entraña valores distintos acoplados a la sostenibilidad, la eficiencia, el consumo local (por su modularidad), etc. Podemos encontrar ejemplos de esto en el wikispeed (que produce un nuevo modelo de auto cada semana), en las máquinas construidas por la red de Open Source Ecology, las cuales a 1/8 del costo duran 5 veces más, y son además testimonio de que la motivación interna puede sostener una estructura compartida y descentralizada. (véase arduino)

Todo esto calza muy bien dentro del concepto de una economía circular, donde podemos diseñar no para la obsolescencia sino para la durabilidad, para el recambio y la reparación a partir de partes que en la economía actual podrían facilmente ser deshechadas.

El Procomún

ESC3.jpg

Pasamos pues de un paradigma en donde se distribuía el dinero a una donde se distribuyen las destrezas, los diseños y en último término se disminuye el costo de acceso a los bienes (podríamos decir que los bienes mismos son redistribuidos). Esto implica que sacamos la proclamación de "derechos" del papel para garantizarla mediante un acceso estratégico.

Mientrás más crezcan las redes distribuidas de energía, agricultura y producción, menos falta hará la recirculación monetaria, disminuirá la jornada laboral y finalmente habrá más tiempo para el deporte, la familia y la creatividad. Esta es la fórmula para el Buen Vivir.